Inicio / Madres primerizas / La importancia del peso en un bebé

La importancia del peso en un bebé

Cada niño tiene su propia pauta de crecimiento, es importante hacer un seguimiento de su evolución
Publicado el 18/09/13

El nacimiento de un bebé es uno de los acontecimientos más increíbles que pueden producirse en la vida de una persona. Cuando, después de una larga espera, ese ser que nos habita se convierte en una presencia real, en una personita que nos espera y nos necesita, la vida se redibuja con nuevas y a veces inesperadas emociones pero también con inquietudes y dudas que tendremos que ir resolviendo poco a poco, con ayuda de nuestro hijo.

Bebé nonato

El primer contacto íntimo del bebé cuando abandona el útero materno es la lactancia. Expulsado de su entorno seguro y protegido, de ruidos amortiguados y suaves movimientos acuáticos, el bebé se encuentra de pronto sometido a todo tipo de estímulos sensorialmente duros en comparación. El mundo se ha vuelto ruidoso, lleno de luces intensas que antes no existían, de tactos rugosos que nunca había experimentado.

Pero cuando su madre lo toma en brazos y lo pone contra su pecho todas esas sensaciones perdidas no parecen tan lejanas. El olor de la madre, el ritmo de su corazón, el leve movimiento en sus brazos, su voz… La lactancia es mucho más que alimentación. Es el mantenimiento de un vínculo imprescindible y vital.

Sin embargo hay algunas cosas que una madre primeriza debería saber para no desalentarse con el tema de la alimentación de su bebé. Y una de ellas se refiere al tema del peso. Habitualmente es el pediatra quien lleva el control del peso de los pequeños, pero en el caso de bebés con problemas de crecimiento o si te sientes más tranquila haciéndolo, puedes pesarle tú en casa con la ayuda de un pesabebés o balanza pesabebés. Siempre a la misma hora y antes de darle de comer.(aquí os pongo el enlace para que veáis algunas estupendas)

http://www.balanzasdigitales.com/15-pesabebes

El peso de los bebés es tan personal como ellos mismos. Cada niño tiene su propia pauta de crecimiento y no es buena idea comparar con otros pequeños porque nos podría preocupar gratuitamente. Lo que debes tener en cuenta si tienes dudas de que no esté alimentándose bien es lo siguiente: el crecimiento del perímetro de la cabeza, si se despierta solito para que lo alimenten y cuando está despierto está alerta y  activo, si come entre 8 y 24 veces en 24 horas y si moja el pañal con normalidad.

La lactancia materna es el mayor regalo que puedes hacerle a tu bebé. Pero a veces no es sencilla. Recurrir a asociaciones de apoyo a la lactancia te podrá las cosas más fáciles si te hace falta, son un recurso inestimable y gratuito.

Y en cualquier caso, no olvides que el pediatra será quien pueda orientarte de forma profesional en todo lo relacionado con tu bebé.

Añadir Comentario

Añadir comentario

Nombre a mostrar (*)
E-Mail de contacto (no se mostrará)
Deje su comentario (*):
Elige un avatar:
 
¡Enviar comentario!  Cancelar

Comentarios (0)

No hay comentarios por el momento.


Madres primerizas